TI-edo2018-300x280

2doInforme-a

Noticias destacadas de Tijuana

 
 
El candidato a diputado por Juntos Haremos Historia, e hijo de maestros, se pronunció a favor de reevaluar la reforma educativa para devolverle estabilidad laboral a quienes dedican su vida a mejorar nuestra sociedad. 
 
Tijuana, B.C. 15 de mayo de 2018., Mejorar la calidad de la enseñanza sin afectar los derechos laborales del magisterio fue el compromiso expuesto por Héctor Cruz, candidato a diputado por la coalición Juntos Haremos Historia, en contexto con el Día del Maestro, pues la llamada reforma educativa implementada por el actual gobierno federal no contó la opinión del magisterio, fallando rotundamente en su objetivo primordial de mejorar la educación en México. 
 
El candidato se mostró calificado para entender de raíz el tema, pues tanto su madre como padre son maestros jubilados, quienes lo educaron, dijo, para entender el valor e importancia de los docentes en la sociedad pero también el de contar con estabilidad laboral para poder desempeñar plenamente su papel, factor que la reforma educativa eliminó para someter al magisterio a un régimen de incertidumbre como herramienta de control. 
 
Como propuesta, Héctor Cruz recalcó la necesidad de analizar las reformas al artículo tercero de la constitución para fomentar la evaluación para la mejora educativa mientras que las promociones salariales sean un camino ideal como centro de trabajo de la Secretaría de Educación Pública (SEP); pero sin dejar aun lado los factores económicos, sociales y culturales del país.
 
“Al llegar a la cámara baja no debemos olvidar que como diputados también representamos a los maestros pues ellos son ciudadanos que votan y que exigen un cambio en las políticas educativas”, dijo el abanderado por la coalición Encuentro Social-Morena-PT al distrito VIII federal.
 
En este sentido, se declaró a favor de evaluar no solo a los maestros, sino a todo funcionario público, pues todos aquellos que reciben un sueldo proveniente de nuestros impuestos deben demostrar estar capacitados y a la altura del puesto que tengan.
 
“Los niños merecen educación de calidad, pero nuestros maestros también merecen que como sociedad los respetemos y valoremos, por lo que la reforma educativa tendrá que ser reevaluada para que por fin la educación en México beneficie a todos”, concluyó. 
 
                                             
Visto 75 veces