Imprimir esta página

            

  • Problemas ambientales requieren superar divisiones entre países
  • Invitan a Seminario Baja Sustentable sobre infraestructura verde

Tijuana, B. C., a 18 de febrero de 2018.- En la frontera norte de México con Estados Unidos, los problemas y retos derivados del cambio climático obligan a fortalecer el trabajo colaborativo en ambos lados, dado que Baja California y California comparten un mismo ecosistema y constituyen una región, una franja, no una simple línea divisoria. 

Así lo destacó el ingeniero José Carmelo Zavala Álvarez, director del Centro de Innovación y Gestión Ambiental (CIGA), afirmando que el cambio climático debe ser un tema articulador y transversal en la frontera, puesto que, por ejemplo, lo que impacte la calidad del aire en un lado afecta al aire que se respira en el otro.

Opinó que los problemas ambientales requieren superar divisiones entre países y lograr una gobernanza, recordando que el concepto gobernanza implica un modo de ejercer el poder que considera no solo quién decide, sino también cómo se decide, asegurando un proceso de toma de decisiones que sea realmente participativo, inclusivo y justo.

“La frontera es un gigantesco laboratorio vivo social, político y diverso; aquí se gestan las instituciones modelo para la gobernanza global, gobernanza que es necesaria para poder influir o ser competente más allá de la jurisdicción territorial que marcan las leyes nacionales, gobernanza de la realidad que supera las fronteras de los países”, recalcó.

Una moda parece imponerse en cada época, añadió José Carmelo Zavala, la especialización en la educación profesional, en la búsqueda de construir expertos que den luz y orienten la política pública, nos arrastró también a una desarticulación en la que los temas compiten por la prioridad de los recursos escasos.

Nada está solo, agregó, todo está interconectado; leyendo la necia realidad debemos estudiar una “especialización” en reconexión o en integración del conocimiento, pues de lo contrario ocurrirá lo de siempre: cuando “casi” se llega a la mejor decisión, surge algo urgente que recompone prioridades y lo importante es desplazado por lo urgente.

“Hay temas articuladores, como educación y cultura ambiental, agua, aire, residuos, calidad de vida, economía circular, consumo y producción limpia; pero desde hace unos años el término cambio climático ha sido un gigantesco paraguas temático para hacer un ejercicio de transversalidad, articulación, congruencia y visión de largo plazo”, dijo.

Así, explicó, en la frontera han nacido programas como Frontera 2012, Frontera 2020 y el Programa Internacional Ambiental Fronterizo (PIAF), además de instituciones como la Comisión Internacional de Límites y Aguas (CILA), la Comisión de Cooperación Ecológica Fronteriza (Cocef) y el Banco de Desarrollo de América del Norte (BDAN).

Recordó que en noviembre de 2017 el Consejo Directivo del BDAN y la Cocef –ahora la Cocef está integrada al BDAN– anunciaron la aprobación del financiamiento de 3.6 millones de dólares a tres proyectos de alcantarillado sanitario para la reposición de una porción del colector Poniente y de varios subcolectores en el noroeste de la ciudad, a fin de reducir riesgos de descargas de aguas negras al Río Tijuana.

“Con diferente modalidad y nivel de involucramiento, desde hace más de 20 años, la Cocef y el BDAN han abordado todos los temas, financiando proyectos y brindando asistencia técnica y apoyo a comunidades en materia de agua y saneamiento, gestión de residuos sólidos, energía limpia y eficiente, desarrollo urbano y movilidad, calidad del aire, entre muchos otros temas”, afirmó.

En todo esto, consideró José Carmelo Zavala, la participación ciudadana ha sido fomentada y respetada, con apoyo a iniciativas comunitarias y a los Comités Ciudadanos que acompañan el proceso de certificación ambiental para que los proyectos puedan calificar en el financiamiento que otorga el BDAN.

Informó que a fin de revisar el trabajo realizado hasta hoy y analizar los retos futuros, se realizará en Tijuana y Mexicali el Seminario Baja Sustentable “Infraestructura Verde y Medio Ambiente en la Frontera. Retos del BDAN-Cocef”, teniendo como expositor al licenciado Gonzalo Bravo Vera, director adjunto de Asuntos Públicos del BDAN.

Añadió que el Seminario se realizará en la Cámara Nacional de Comercio de Tijuana el viernes 23 de febrero de 8 a 14 horas y se replicará en Mexicali, el sábado 24 de 9 a 12 horas, en el Hotel Lucerna, por lo que invitó a registrarse en la página www.ciga.com.mx y para mayores informes escribir a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. o llamar al 664 3 67 39 67.

Según su portal oficial de internet, hoy el BDAN desarrolla cinco proyectos certificados por la Cocef en Baja California, con costos estimados de 469 millones 600 mil dólares; uno de ellos es el Proyecto Integral de Alcantarillado Sanitario y Saneamiento en el Ejido Nueva Colonia Hindú en Tecate, que instala 44 mil 500 metros de tubería, 5 estaciones de bombeo y una línea de impulsión de mil 200 metros.

Otro proyecto en marcha es la planta desaladora en Playas de Rosarito, con un costo de 463 millones 100 mil dólares, que consiste en el diseño, construcción y operación de una planta con capacidad de producción de 50 millones de galones diarios de agua, acompañada de nueva infraestructura para transporte y almacenamiento del agua.

Visto 126 veces